El departamento más sureño de la Provincia necesitaba un diario digital, hecho en Malargüe y para Malargüe, porque no es lo mismo tocar de oído sin conocer el contexto. Con esta premisa nació nuestro medio. Reconocemos que tuvimos errores y aciertos y sabemos que en este primer trecho muchas noticias se nos quedaron en el tintero por la falta de recursos. No podíamos cubrir todo lo que la realidad nos demandaba y, lamentablemente, tuvimos que fijar prioridades.

No obstante, de manera sostenida fuimos creciendo. Algunos comercios confiaron en nosotros y eso nos permitió ofrecer puestos de trabajo a algunos periodistas, que en su mayoría son jóvenes. Carolina Sandmeier como editora y Georgina Gomiero, Julieta Carrizo, Mayra Ferreyra y Pamela Rodríguez en la redacción, son parte del equipo de Malargüe a Diario, como así también nuestros columnistas Carolina Peña y Walter Samchuk. El departamento comercial está a cargo de Ezequiel Mombelli y CHE Estudio tiene la responsabilidad del diseño gráfico y web.

Además, a lo anterior se suma nuestra nueva página web, que a diferencia de la anterior es más profesional y después de un arduo trabajo, estamos en condiciones de comenzar a utilizarla.

Si bien Malargüe no tenía incorporada la cultura de un medio digital, la realidad nos indicaba que si era necesario; tanto como lo son los demás medios gráficos de papel, radiales, televisivos que ya existen o los que podrían llegar a aparecer. Creemos que una cosa no quita la otra, que la diversidad es buena y que todo suma beneficios para nuestra comunidad.

Nuestros colegas merecen un párrafo aparte. Un gran grupo de ellos, a pesar de trabajar en otros medios, siempre estuvieron pendiente de nuestro crecimiento y desde su lugar nos aportaron siempre algo valioso.

Los auspiciantes, pasados y actuales, sumaron recursos que nos permitieron expandir nuestras raíces para afianzarnos y, de a poco, la sombra de nuestro árbol fue creciendo. En este sentido, es importante mencionar que nuestra finalidad primordial no es la monetaria. Los ingresos económicos que se obtienen se invierten en más material periodístico y nos permiten mejorar nuestro servicio.

Un agradecimiento especial para aquellos que nos eligen a diario con sus visitas, nuestros lectores. Aunque suene obvio, la verdad es que sin ustedes no existiríamos. Su permanente demanda, sus aportes y críticas, nos alientan a seguir adelante. Como así también un agradecimiento especial para el diario digital MDZ On Line, por hacerse eco de manera permanente de nuestras noticias.

Ir al frente no es fácil. Trabajamos todos los días con la inmediatez y eso nos expone muchas veces al error. Pero sepan que este es un desafío que vale la pena enfrentar porque el periodismo digital rompe con las rutinas tradicionales, con la comunicación lineal, unidireccional, y nos acerca de manera distinta a la gente.

En 1995 no había internet y hoy, dejando de lado viejos paradigmas, estamos aquí para informar de manera permanente con noticias locales no sólo a Malargüe, si no al mundo. Queda mucho camino por recorrer, muchas noticias por contar, minuto a minuto, día a día, sin olvidar que la ética y responsabilidad van de la mano en esta importante tarea de informar.

Comentarios