El propietario del comercio se mostró molesto y cargó contra la Jueza Paula Arana, del Primer Juzgado de Instrucción, porque “deja libre a los delincuentes”.

El 19 de noviembre del año pasado esta panadería ubicada en calle la calle Francisco Inalican al Oeste, fue blanco de un robo a punta de pistola. En esa oportunidad el delincuente ingreso con el rostro cubierto y se llevó la recaudación del día. Por el hecho no hubo detenidos.

Este sábado, también 19, la historia se repitió. Minutos antes del cierre un sujeto ingresó al local comercial y en cuestión de segundos se llevó todo el dinero que había en la caja registradora. Inmediatamente los damnificados dieron aviso al 911 y a los pocos minutos personal policial se hizo presente en el lugar.

Mauricio Martínez, propietario de la panadería facilitó a nuestro medio las imágenes del momento del robo, esto fue posible gracias a las cámaras se seguridad que posee el local comercial. “Alrededor de las 21:15 entró un hombre encapuchado y con casco, y con un arma apuntó a la empleada y le pidió el dinero de la recaudación del día, esto tardó menos de un minuto”, comentó nuestro entrevistado.

Teniendo en cuenta que es la segunda vez que ocurre una situación similar en este comercio, Martínez dijo: “Lo que se siente es mucha impotencia, mucha bronca, porque veo que no se hace nada para evitar que esto siga pasando”.

“La empleada que estaba en ese momento en la caja sufrió un ataque de nervios y el resto de los trabajadores tiene miedo, porque parece que cualquiera puede venir a robar”, expresó Mauricio.

Para lidiar con este tipo de hechos, Martínez informó que implementarán un sistema nuevo para que haya poca plata en la caja registradora y si bien es consciente que no está exento a otro robo, pero de este modo el delincuente no se llevaría tanto dinero.

El empresario destacó el accionar policial, “fue rápido y montaron un operativo para encontrar al delincuente”, aunque hasta el momento no han podido dar con el involucrado. Pero Martínez cargó contra la jueza Arana: “Creo que todos los malargüinos saben lo que voy a decir, pero la policía debe sentir impotencia porque cuando encuentran a un delincuente, posteriormente la Jueza Paula Arana lo deja en libertad a las pocas horas, entonces de este modo los malvivientes siguen sueltos y eso para nosotros eso es un peligro.”

Comentarios