La ordenanza solicita al ejecutivo municipal que “realice de forma urgente las gestiones necesarias para la pronta entrega de ropa y calzado de invierno y elementos de seguridad indispensables para todos los agentes municipales de Malargüe, de la zona urbana y rural”.

En tanto, destaca que la entrega de estos elementos “sea de forma urgente y adecuada para la época invernal, y alcance a todo el personal municipal administrativo, de maestranza y operativo, incluyendo al personal del Honorable Concejo Deliberante”.

El proyecto fue presentado el 30 de junio pero lo cierto es  que hay empleados que hacen más de cuatro año que no reciben la ropa, el calzado y los elementos de seguridad.

A partir de este reclamo, el Municipio realizaría una licitación para comprar y entregar lo solicitado.

El secretario de Desarrollo Económico, Sebastián Sáenz, y el contador Gonzalo Almonacid, en diálogo con Martínez, aclararon que “no es obligación del Municipio darles la indumentaria a los empleados, ya que no hay ley alguna que lo establezca y no está acordado en las paritarias”. Y agregaron que “desde el año 1993 – 1994 hay un monto extra incluido en el sueldo básico para este tipo de gastos”.

Sin embargo, la concejal destacó que “si el personal no lleva el uniforme de trabajo le hacen un apercibimiento verbal y luego reciben una sanción”. Por eso, “yo quiero que los empleados municipales tengan su ropa de trabajo en tiempo y en forma”, sostuvo firmemente.

Comentarios