El pasado jueves, un grupo de 31 alumnos y 5 docentes de Buenos Aires arribaron a Malargüe con la intención de compartir unos días con sus apadrinados: el jardín maternal Sury, ubicado en Ruta 40 sur y Olascoaga, y la escuela primaria de Carapacho.

Una de las profesoras al frente del grupo, Magdalena Ovejero, en diálogo con Malargüe a Diario, comentó que este es el octavo año que vienen a Malargüe. “Esto es parte de un proyecto solidario encarado por el Instituto Güemes, del que participan alumnos de cuarto año del secundario”, especificó.

En ambas instituciones, los jóvenes realizaron obras de teatro y títeres, entregaron obsequios a sus ahijados, como material lúdico que ellos mismos armaron, y compartieron distintas actividades de recreación. Ovejero agregó que a la escuela de Carapacho llevaron también zapatillas y un secarropa.

En lo que respecta a los gastos del viaje y la estadía, la docente explicó que en lo que va del año han realizado distintas actividades para recaudar fondos, como por ejemplo torneos de fútbol, rifas y bingos.

Para concluir, se refirió al trabajo que hacen para inculcarles a los estudiantes la esencia de la solidaridas. En este sentido, resaltó que “ser solidario no es dar lo que te sobra, sino dar lo que tenés y con esa idea trabajamos todo el año y tratamos que los chicos lo aprendan”.

Comentarios