El último miércoles en horas de la noche se llevó a cabo una reunión en la escuela secundaria Aborigen Americano en donde participaron directivos de la escuela, autoridades policiales, titulares dependientes de la subdelegación general de escuelas,  personal de seguridad, profesores, alumnos, padres y referentes del SUTE. La preocupación es sobre el mismo tema: la inseguridad, que no sólo perjudica a los alumnos sino  también a los profesores que desarrollan el trabajo de educar.

El eje central de la reunión fue el conflicto que se mantiene entre bandas fuera de la escuela, pero que lamentablemente ya rompió las barreras y el día martes un sujeto irrumpió en el establecimiento, con el único fin de agredir físicamente a un alumno mientras estaba en clase, acto que cometió en frente de la docente y de los compañeros. El individuo en esos momentos estaba acompañado de otra persona, ambos fueron identificados y el hecho fue denunciado por la madre del alumno.

La reunión se llevó a cabo en un ambiente tenso y con muchos reclamos, no sólo de los padres que a envían sus hijos a estudiar, sino también por los alumnos los cuales van a desarrollar sus actividades con miedo. Más allá del hecho ocurrido últimamente, lo que les preocupa no sólo es la seguridad en la escuela, sino también el recorrido que hacen para llegar hasta ella ya que en las inmediaciones se producen peleas entre bandas que involucran hasta tiros de armas de fuego. Antes se producían de noche, pero ahora suceden hasta en plena luz del día.

El año pasado, detrás de la escuela Aborigen Americano, se inauguró la plaza juan Manuel de Rosas, luego el N.A.C. (Núcleo de Acceso al Conocimiento). Esta última inauguración les permitió a los vecinos contar con 200 metros cuadrados de Wi Fi libre durante todo el día, este sería el principal atractivo para los jóvenes que no cuentan en sus viviendas con acceso a internet. Por este motivo, durante todo el día jóvenes y adultos utilizan el espacio verde no solo para navegar en internet sino que además realizan actos delictivos y suelen agredir a quien pase por el lugar. Los que provocan disturbios estarían identificados pero algunos vecinos no denuncian, por ese motivo la Justicia se encuentra en desventaja para actuar, según indicaron en la reunión.

El comisario inspector Carlos Mir, jefe de la departamental, fue una de las partes que  convocó a  esta reunión en conjunto con los directivos del colegio y fue él quien sugirió a los presentes que denuncien a las personas que saben que están involucradas. La respuesta de algunos vecinos fue que muchos no lo hacen para evitar represalias, a lo cual Mir contestó: “Yo me comprometo a preservar la identidad de cada uno de los denunciantes, ya que hay leyes que me lo permiten”.

Otro de los reclamos fue que no siempre el efectivo policial toma las denuncia, a lo que el Comisario respondió: “Si el efectivo no toma la denuncia está faltando a su deber como policía, por eso les pido que cuando eso suceda concurran a hablar conmigo y si yo no estoy está el Comisario Luis de Miguel o el Principal Andrés Oros. Nuestro objetivo es terminar con la inseguridad”. Por estas palabras se invitó a toda persona que sepa algo que aporte los datos, que se comprometa, que denuncie antes de que sea tarde.

Desde la dirección del establecimiento, se comprometieron a comprar e instalar un portero electrónico, como así también dos cámaras de seguridad para colocarlas en la estrada. Por otra parte Fabiana Glatigny, subdelegada regional sur de la DGE, se comprometió a hacer las gestiones necesarias con el Intendente Municipal y la Dirección de Escuelas para poder disponer de una persona por turno, para que controle quién ingresa al establecimiento. Las incorporaciones serían un refuerzo a la que ya tienen en el turno noche que está a cargo de la oficina de seguridad ciudadana.

Para concluir, se dejó en claro que el compromiso de las partes está, por lo que sólo resta que todos los organismos funcionen y de este modo prime la seguridad. También se anticipó que este tipo de reuniones se seguirán realizando y además se le solicitó a la comunidad en general que participe.

Comentarios